De los listados de ciudades más bellas de Europa, Praga suele ocupar los primeros puestos…, y sus imágenes más emblemáticas nos las regala la Staré Město (el centro histórico): la Plaza de la Ciudad Vieja, el Reloj Astronómico, el Puente Carlos…, pasarás una y mil veces y no te cansarás de contemplar sus callejuelas estrechas que recuerdan al medievo, sus casitas tan bien conservadas, y cada cual con una historia…,  sus torres…, que por algo la llaman “la Ciudad de las Cien Torres“…

Y cuyo centro neurálgico es la Staromestské námestí (Plaza de la Ciudad Vieja), un lugar siempre muy transitado y lleno de turistas: artistas callejeros, carruajes, mercadillos…

Staromestské námestícarruajes Staromestské námestí

La primera imagen que encontramos al llegar a la Plaza de la Ciudad Vieja es el famosísimo Reloj Astronómico, situado en la Torre del Ayuntamiento pero…¡Oh! ¡En obras! Así que al no estar abierta la torre al público, nos perdimos las maravillosas vistas a esta plaza desde arriba… Algo imprescindible que no pudimos disfrutar…

Plaza Staré MěstoPlaza Ciudad Vieja Praga

El Reloj Astronómico de Praga es el reloj medieval más conocido del mundo. Data del siglo XV y cuenta la leyenda que dejaron ciego al maestro relojero para evitar que repitiese la obra…

reloj astronómico.jpg
Reloj Astronómico de Praga

Cada hora en punto se sucede un ritual de muñequitos (los 12 apóstoles) que desfilan por las ventanas superiores, y un montón de turistas se agolpan para contemplarlo, fotografiarlo o grabarlo. Algo similar al Reloj Anker que vimos en nuestro primer día en Viena.

El Reloj Astronómico de Praga se compone de tres partes diferenciadas:

  • Las Figuras Animadas: los doce apóstoles
reloj praga.JPG
figuras de los 12 apóstoles Reloj Astronómico Praga
  • El Reloj Astronómico: esfera superior cuya función no es dar la hora, sino representar las órbitas del Sol y de la Luna. A ambos lados podemos ver varias figuras: a la izquierda, la Vanidad (con un espejo) y la Avaricia (representada antes por un prestamista judío, que se modificó tras la II G.M), a la derecha la Muerte (un esqueleto) y la Invasión pagana (representada por un turco).
Parte reloj astronómico
Reloj Astronómico
  • El Calendario de Josef Manes: esfera inferior que representa los meses del año mediante pinturas. En el interior también podemos apreciar los signos del zodiaco, y en el centro, el Escudo de Armas de la Ciudad Vieja de Praga. Alrededor de éste también hay cuatro figuritas (de izquierda a derecha): un filósofo, un ángel, un astrónomo y un orador
calendario josef Manes
Calendarios de Josef Manes

Al lado del Ayuntamiento de la Ciudad Vieja hay una casa negra muy llamativa apodada “Casa del Minuto“, un ejemplo de la arquitectura renacentista burguesa de la época en la que Franz Kafka pasó parte de su infancia. De ella se dice que, al estar ubicada en el centro, desde cualquier parte de la ciudad se podría llegar a ella en un minuto, de ahí su nombre… Aunque también hay otras teorías, ésta es la más popular.

Casa Minuto
Casa del Minuto

En la Plaza de la Ciudad Vieja destaca la Iglesia de Nuestra Sra. de Týn, una construcción gótica con dos torreones de impresionantes dimensiones encajonada entre edificios que tapan su fachada. Parece ser que “Týn” procede del antiguo vocablo checo “otýn ný” que viene a significar “encerrado o acorralado“, así pues está construida en un patio… Sobre sus torres, oímos decir a un guía que al atardecer, la sombra de una ellas cae sobre la de la Torre del Ayuntamiento de la Ciudad Vieja, representando así la masculinidad frente a la feminidad de la anterior… ¡A saber! ¿?

Nuestra Sra Týn
Nuestra Sra. de Týn (Plaza Ciudad Vieja Praga)

Otra es la Iglesia barroca de S. Nicolás, no confundir con la de la Plaza de Malá Strana. Aunque alguna relación tienen, ya que el padre del arquitecto responsable de ésta, inició el proyecto de la otra.

Iglesia S. Nicolás
Iglesia San Nicolás (Plaza Ciudad Vieja Praga)

En el centro de la Plaza se erige una estatua en honor de Jan Hus, un predicador considerado uno de los precursores de la reforma protestante en el país. En su época fue considerado un hereje y como castigo fue sacrificado en la hoguera en 1415. A la llegada de los comunistas, Jan Hus fue considerado un héroe popular.

Estatua Jan Hus
Estatua de Jan Hus (Plaza Ciudad Vieja Praga)

Las casas que flanquean la Staromestské námestí  (Plaza de la Ciudad Vieja) tienen cada una su historia, algo que nos recuerda a las gremiales de la Grand Place de Bruselas. La más llamativa es la Casa Storch, la conoceréis por las pintadas de su fachada, la de San Wenceslao a caballo…

Muy cerca de la Iglesia de San Nicolás, en la calle Kaprova encontraremos un curioso local que nos recuerda nuestro viaje a Cuba: la mítica “Bodeguita del Medio” de La Habana Vieja. No sé si algo tendrá que ver el pasado comunista de la República Checa…

También muy cerca, en la Plaza Jan Palach encontraremos un edificio renacentista que acoge en su interior una gran sala de conciertos y de exposiciones. Es el Rudolfinum, así llamada en honor al príncipe heredero del Imperio Austrohúngaro, el archiduque Rodolfo de Habsburgo, hijo de Sisi y Francisco José.

Rudolfinum.JPG
Rudolfinum

La Plaza de la Ciudad Vieja nos ha dejado un sabor agridulce por no haber podido subir a la Torre del Ayuntamiento, así que para contemplar la “Ciudad de las Cien Torres” tuvimos que conformarnos con la Torre de la Pólvora. Bueno, tuve, porque Milín no es muy amigo de las alturas…

vistas Praga

La negra torre fue construida en el medievo como una de las 13 puertas de la muralla fortificada por las que se accedía a la ciudad. Víctima de un incendio en el siglo XVI, un siglo después fue utilizada como lugar de almacenamiento de la pólvora, de ahí su nombre.

La Torre de la Pólvora está unida por un puente cubierto a la Casa Municipal, el edificio más destacado del Art Nouveau de Praga y antiguo emplazamiento de la Corte Real. Además de arquitectónicamente, también tiene su importancia histórica, ya que en 1918 en la Casa Municipal se proclamó la independencia de Checoslovaquia, ahí es nada… Hoy acoge una sala de conciertos. Por cierto, hay visitas guiadas por su interior en inglés y checo. Más información, en la web de la Casa Municipal de Praga.

Casa Municipal Praga.JPG
Casa Municipal (Praga)

Otra torre desde la que contemplar unas hermosas vistas de Praga es la Torre del Puente de la Ciudad Vieja. Riadas de turistas se agolpan en sus inmediaciones para pasar sobre el Puente Carlos.

Torre ciudad vieja Nocturna

Al lado, las iglesias de San Francisco y  de San Salvador.

Clementinum e Iglesia S.Salvador nocturna

Pero eso será otro día, la noche cae y nos regala estas maravillosas imágenes del Moldava, del Puente Carlos y del barrio de Hradčany con las torres del Castillo al fondo…

DSC03431 (Copy).JPG

En nuestro camino al hotel, nos llama la atención una escultura en un canalón del Teatro Ná Zábradlí, el embrión la llaman. Parece ser que se puede interpretar como el nacimiento del arte a través de un conducto que recoge un elemento puro como es el agua de lluvia, o como una metáfora sobre el estancamiento de la vida…¿? Qué raros son los artistas ¿no?

Retomamos el día donde lo dejamos el día anterior: la plaza donde se encuentra la Iglesia de San Francisco y la Iglesia de San Salvador y la Torre del Puente de la Ciudad Vieja.

Clementinum e Iglesia S.Salvador
Iglesia de San Francisco (izqda) e iglesia de San Salvador (dcha)
IMG_20170809_161226
Puente Carlos desde la Torre del Puente de la Ciudad Vieja

Esta vez subimos los dos. El precio de la Torre del Puente de la Ciudad Vieja, al igual que la Torre de la Pólvora, es 100 czk (casi 4 euros) cada uno. Las vistas al río Moldava, al Puente Carlos siempre abarrotado de turistas y al barrio de Hradčany con las torres del Castillo de fondo, son inmejorables…

Vistas Puente Carlos

Vistas Clementinum

El Puente Carlos es el monumento más famoso de Praga, y comunica la Ciudad Vieja  (Staré Město en checo) con Malá Strana o Ciudad Pequeña. Sea la hora que sea, lo encontraremos lleno de gente, y es que, si la Ciudad Vieja está masificada de turistas, el Puente Carlos habrá que atravesarlo casi abriéndote a codazos… Artistas y puestos callejeros siempre estarán presentes…

en el puente carlos

El Puente Carlos es un puente medieval construido entre los siglos XIV y XV, el más antiguo de Praga, y el segundo más antiguo del país. Debe su nombre a que fue el rey Carlos IV de Alemania (I de Bohemia) quien ordenó su construcción.

Puente Carlos desde Kampamoldava Puente carlos

En los 500 metros del Puente Carlos podremos contemplar a ambos lados unas 30 estatuas. Entre las más famosas, la de San Juan de Nepumoceno, del que cuenta la leyenda que por no romper el secreto de confesión de la reina de bohemia, su marido, el rey Wenceslao IV, mandó cortarle la lengua y arrojarlo al río. Al sumergirse, cinco estrellas aparecieron en las aguas…

DSC03801 (Copy)
Estatua de San Juan de Nepumoceno

En relación a éste, hay rituales varios. Por ejemplo, se dice que tocando la parte izquierda de la base, en la que se encuentra un perro (símbolo de fidelidad de San Juan a la reina), al que se le ha sacado lustre de frotarlo, volverás a Praga. Algo así como tirar la moneda a la fontana de Trevi si se quiere volver a Roma

S.Juan Nepumoceno

También tendremos que hacer una parada en el pequeño atril que hay cerca del anterior, muy lustroso también por el frotar turístico… De éste se dice que deben tocarse con cada dedo las 5 estrellas, así como con un pie el botón que hay en el suelo, pedir 5 deseos y de éstos sólo uno será concedido, así que afinad bien lo que pedís…

DSC03472 (Copy)desde Puente CarlosVistas al Castillo Praga

En Praga hay que estar atentos a todos los rincones, pues en el sitio más inesperado puedes encontrar algún elemento que llame tu atención ¿por ejemplo? un colgado… Sí, sí, una obra del famoso escultor checo David Černý que tiene curiosas obras por toda la ciudad. Ésta es la llamada “Viselec” o “Hanging out” (colgado). En la estrecha calle Husova, habrá que levantar la cabeza para verla, aunque mida algo más de 2 metros…, se cree que es Freud por su parecido físico pero no hay nada cierto…

kafka colgado.JPG
Escultura Viselec

Muy cerca de la calle Husova se encuentra la Capilla de Belén, una iglesia de apariencia bastante austera pero que tiene su importancia por haber sido el lugar donde el famoso predicador Jan Hus, el de la estatua de la Plaza de la Ciudad Vieja, daba sus sermones allá por principios del XV, convirtiéndose este templo en centro de la Iglesia Protestante hasta que los católicos recuperaron el poder dos siglos más tarde.

Capilla de Belén.JPG
Capilla de Belén

De todos es sabido que el detalle más típico para llevarse de Praga es el cristal de bohemia, pero también tiene una dilatada tradición la fabricación artesanal de marionetas. Encontraremos varias tiendas y talleres. Las representaciones teatrales se mantienen vivas y es una actividad típica para disfrutar en la ciudad.

En la Staré Město nos sorprendió encontrar un museo del sexo, más típico de ciudades como Ámsterdam, u otro de torturas medievales que nos recuerda al que había en el interior del Castillo de los Condes de Flandes en Gante. Así que como ya habíamos vistos cosas similares, y dada la tradición de marionetas de Praga, nos decantamos por visitar el museo del juguete, y creo que elegimos bien porque éste es el segundo más grande del mundo… Contiene juguetes antiguos, modernos, una infinita colección de barbies, etc…

El museo del juguete se ubica en la calle Husova 20/158 aunque todas las guías indican que está en el recinto del Castillo de Praga… Por lo que deducimos que el traslado a la Ciudad Vieja (Staré Město) es reciente o provisional.  su precio son 70 czk por persona, apenas 3 euros.

Queda para otra ocasión visitar el Clementinum, antigua sede del colegio jesuita y de la universidad. En éste veremos: Capilla de los espejos, la Biblioteca Nacional Barroca y la Torre Astronomica ¿dónde? en la Karlova 1. Las visitas se suceden a diario de 10:00h a 17:00h.

Aún hay más Praga, más zonas y lugares para conocer ¿cuáles?

Anuncios